EL CHIMUCHAS TI

por Julio Gómez - 04/2015

Alrededor de diez años atrás, cuando todavía Revista Cerámica se publicaba en papel, se comunicó conmigo un lector para ofrecerme un trabajo de investigación, de su autoría, que deseaba publicar, le propuse una entrevista personal y aceptó, cuando nos reunimos me explicó que era más investigador que ceramista pero cuando tenía algo de tiempo libre todavía realizaba algunas réplicas, a continuación le pregunté acerca del trabajo que tenía para ofrecerme y me dijo que le faltaba muy poco para concluirlo y que su especialidad era la “Cerámica de los pueblos originarios y sus deidades”, en este caso, en particular,su trabajo estaba referido a una de dichas deidades y lo había titulado “La polémica historia de El Chimuchas Ti”, cuando quise saber algo más me aclaró que por el momento solamente podía adelantarme un resumen y que al finalizar su trabajo me lo entregaría completo, me dejó algunos papeles, manuscritos, y agregó que cuando llegara el momento se volvería a contactar conmigo, nos despedimos y se fue, de inmediato comencé a leer el resumen y me fui enterando que en algunos pueblos originarios, pero en uno en particular, todavía se recordaba a “El Chimuchas Ti” en sus dos versiones históricas, en una de ellas se lo veneraba como a un Dios, más precisamente el Dios creador de la Alfarería y protector de aquellos talentosos alfareros que nos dejaron su valioso legado artístico, lamentablemente ese legado había sido destruido por sus detractores y solamente sobrevive en la tradición oral cada día más diluída. La otra versión hablaba de un ser despreciable, que odiaba a los alfareros y solamente le interesaba de ellos la posibilidad de explotarlos y engañarlos con su supuesta sabiduría, así perduró por muchos años hasta que fue desenmascarado y languideció en el olvido. La historia me pareció interesante pero no pude corroborarla ni consultando a otros conocedores, con alguna bibliografía o investigando en Internet, ante la duda quedé a la espera de un nuevo contacto con el autor de esta información, contacto que nunca se produjo. Después de todo esto ya me había olvidado de este tema hasta que leyendo en un foro de ceramistas, publicado en un blog mexicano, encontré alguna mención relativa a “El Chimuchas Ti” y recobré el interés en este asunto, ahora espero que si alguno de nuestros lectores conoce más datos sobre este misterioso personaje le solicitamos que nos envíe la información que disponga para considerar su publicación, desde ya muchas gracias.